Saltar al contenido
Mba

¿Qué piden las empresas a los MBA?

¿Qué piden las empresas a los MBA?

La administración de empresas es una tarea sumamente demandante, ya que la gestión en los puntos más imperantes dentro de la estructura empresarial (recursos humanos, contabilidad, marketing y derecho), son elementos que deben ser desempeñados por personas sumamente capacitadas.

Por ende, las empresas solicitan una gran capacidad para poder desarrollar las labores más exigentes, mucha mano de obra constantemente, vastos conocimientos en los elementos mencionados anteriormente. En fin, personal de primera. Pero… ¿Esto se debe calcular?

Se debe calcular en primera instancia la capacidad del personal, para eso se debe determinar la capacidad de los mismos. Colocaremos diversos  planeamientos.

Ya sea para abrir un nuevo departamento en una empresa o antes del inicio de un proyecto interno, quien no aprecia la calidad del personal, no solo arriesga una implementación inadecuada, sino también mucho dinero.

Destrezas que deben tener los MBA para triunfar en las empresas

Todas las personas que desean prepararse en este campo y tener futuro, tienen que contar con ciertos conocimientos y habilidades para dominar perfectamente un mercado laboral que se mantiene en continuos cambios. No obstante todos los encargados de contratar personas en empresas dicen que toda aquella persona acabada de graduarse debe ser realista y tener en cuenta todas las funciones en las que se desempeñaran y en cuales ganaran su distinguida apreciación.

Es muy bien sabido que los estudiantes de MBA poseen el conocimiento en ciertas metodologías de trabajo y resolución de inconvenientes ¿Pero qué sucede? No todo esto es suficiente, si no se cuenta con las destrezas adecuadas que se necesitan para encajar establemente en la compañía y/o proyecto, por ejemplo: innovación, trabajo en equipo, buena comunicación, habilidad para analizar y resolver problemas, capacidad de gestión y organización entre otras más…

¿Qué aptitudes debo tener como candidato?

  • Tener sentido de pertenencia en el trabajo y desempeñarse en lo que sea.
  • Saber escuchar las cosas, para poseer más agilidad en el trato de problemas.
  • Buena proactividad.
  • No temer a que los demás son mejores; Se debe ser humilde pero competente.
  • Tener buenas energías (optimista y transmitir lo mejor como persona).

El conocido anglicismo en el mundo de negocios, también juega un papel muy importante en dicha lista ya que se relaciona al “ser un excelente conductor de personas”. Además también se hace presente el poder que se obtiene en liderazgo y empatía al momento de desarrollar los casos en grupos, lo cual son aplicados en otros entornos como por ejemplo; una compañía y la manera en que acciona.